6/8/11

LA NEURONA





LA NEURONA





La neurona es la célula principal del sistema nervioso. Tiene la capacidad de responder a los estímulos generando un impulso nervioso que se transmite a otra neurona, a un músculo o a una glándula.[1]
Son las células funcionales del tejido nervioso. Ellas se interconectan formando redes de comunicación que transmiten señales por zonas definidas del sistema nervioso.[2]
Nuestro cerebro está formado por 100.000.000.000 (cien mil millones) de neuronas, conectadas unas con otras de tal forma que cada neurona establece unos 10.000 contactos con otras que pueden estar próximas o muy lejanas. Los números son tan grandes que es difícil incluso darse cuenta de su magnitud y muy fácil pensar en la complejidad de llegar a comprender esta máquina.
Estas células en las que reside todo lo que somos están en continua comunicación unas con otras utilizando para comunicarse esos contactos a los que me refería antes que denominamos «sinapsis» («besos protoplásmicos» los llamó hace 100 años Don Santiago Ramón y Cajal) y toda la información que reciben la procesan en tiempo real, codificándola y transmitiéndola a otras células. Cada una de las neuronas que tenemos en nuestro cerebro tiene carga eléctrica. Es una pila con una diferencia de carga entre polos de 70 mV en reposo. Piense que una pila clásica tiene una carga de 1.5V (1500 mV). Pero en un cerebro vivo el reposo no existe y esa carga está variando continuamente.[3]

Estructura de una neurona[4]
Una neurona tipo tiene cuatro regiones:
- el cuerpo celular o soma: igual que en el resto de las  células, es el centro metabólico e integrador de información.
- las dendritas: parten del soma de manera arborescente. Sirven de principal aparato receptor de las señales procedentes de otras células nerviosas.
- el axón: es una prolongación tubular que se origina en una región especializada del soma, el cono axónico (en donde se inicia el potencial de acción). Es la unidad conductora de la neurona, transmitiendo los potenciales de acción que se generan en el cono axónico a distancias de entre 0,1 mm a 2 m. Suelen dividirse en varias ramas, llevando la información a lugares diferentes.
- los terminales presinápticos: el axón se divide cerca del final en finas ramas que contactan con otras neuronas. El punto de contacto se denomina sinapsis, la célula que transmite la señal se denomina neurona presináptica y la que la recibe postsináptica. En la sinapsis química no existe comunicación anatómica: existe un espacio de separación entre las dos neuronas denominado hendidura sináptica.



Tipos morfológicos de neuronas
Basándose en el número de prolongaciones que parten del cuerpo celular:
- unipolares: tienen una prolongación única que se puede dividir en muchas ramas, sirviendo una de ellas como axón. Carecen de dendritas que emerjan del soma. Están presentes en algunos ganglios del sistema nervioso autónomo.
- bipolares: Son células características sensoriales. Tienen un soma con dos prolongaciones: una dendrita que transporta la información de la periferia al soma, y un axón que conduce la información desde el soma hasta el sistema nervioso central.
- multipolares: son las predominantes en nuestro sistema nervioso. Poseen un axón y una o más dendritas que emergen de cualquier zona del cuerpo celular. Su forma y tamaño varía muchísimo.

Tipos funcionales de neuronas
- sensoriales: transmiten al SNC la información procedente de los receptores sensoriales periféricos.
- motoras: transmiten órdenes a los músculos.
- interneuronas: son las más numerosas, no son específicamente ni sensoriales ni motoras. Forman parte principal de la inmensa red neuronal del encéfalo.
Dentro de estas existen células de relevo o proyección, que portan la información entre regiones separadas del encéfalo; y células de circuito local, que tienen axones cortos y procesan la información en el interior de circuitos locales.

La sinapsis
La comunicación entre las neuronas o entre las neuronas y las fibras musculares se realiza mediante la sinapsis. Cada neurona establece un promedio de 1.000 conexiones, y recibe unas 10.000. En un encéfalo humano hay al menos 10 conexiones sinápticas; más que estrellas en la Vía Láctea. La sinapsis puede ser
- axo-dendrítica
- axo-somática
- axo-axónica

Existen dos mecanismos básicos de sinapsis: eléctrica y química.
Sinapsis eléctrica
Existe una continuidad citoplasmática entre las células a través de canales proteicos especiales. Estos canales permiten el paso de corriente de carga positiva, despolarizando la neurona postsináptica. Si la despolarización excede el potencial umbral, los canales de la célula postsináptica activados por voltaje se abren y generan un potencial de acción.
  Este tipo de transmisión es habitualmente bidireccional, muy rápido y sirve para transmitir señales despolarizadoras sencillas. Mediante este tipo de sinapsis se pueden conectar entre sí grupos de neuronas, dando lugar a una actividad sincronizada.

Sinapsis química
Es el tipo más común. Se precisa de un transmisor químico que lleve el mensaje de la neurona presináptica a la postsináptica. El impulso nervioso causa la descarga de una sustancia, el neurotransmisor, desde los terminales de la neurona presináptica; dicha sustancia difunde por la hendidura sináptica y se une a moléculas especiales de la membrana postsináptica, receptores, provocando cambios en la permeabilidad a determinados iones (abriendo o cerrando canales). Dependiendo de qué canales se activen se producirá una respuesta despolarizante o hiperpolarizante; esto determina que la sinapsis sea excitatoria o inhibitoria. Por lo tanto las sinapsis químicas son más flexibles y tienden a producir pautas de mayor complejidad que las eléctricas.

Función de las neuronas[5]
Las neuronas tienen la capacidad de comunicarse con precisión, rapidez y a larga distancia con otras células, ya sean nerviosas, musculares o glandulares. A través de las neuronas se transmiten señales eléctricas denominadas impulsos nerviosos.
Estos impulsos nerviosos viajan por toda la neurona comenzando por las dendritas, y pasa por toda la neurona hasta llegar a los botones terminales, que pueden conectar con otra neurona, fibras musculares o glándulas. La conexión entre una neurona y otra se denominasinapsis.
Las neuronas conforman e interconectan los tres componentes del sistema nervioso: sensitivo, motor e integrador o mixto; de esta manera, un estímulo que es captado en alguna región sensorial entrega cierta información que es conducida a través de las neuronas y es analizada por el componente integrador, el cual puede elaborar una respuesta, cuya señal es conducida a través de las neuronas. Dicha respuesta es ejecutada mediante una acción motora, como la contracción muscular o secreción glandular.



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada